ENERGÍA UTIL:

Según las Naciones Unidas, la energía útil es aquella transformada en trabajo útil, en el equipo y los procesos correspondientes a los diferentes usos finales (por ejemplo: movimiento de un automóvil, luz de un bombillo, calor del vapor como consecuencia de quemar combustibles fósiles, etc.). Estas cantidades de trabajo útil reflejan los efectos combinados de la eficiencia teórica del aparato, el equipo o el proceso, así como la intensidad de funcionamiento y la manera de utilización.
De acuerdo con la Conferencia Mundial de Energía, la energía útil es la energía de que dispone el consumidor luego de su última conversión.El Balance de la energía útil se establece sobre la base de registrar los diversos flujos energéticos considerando su poder calorífico neto, desde el aprovisionamiento primario hasta la energía útil recuperada por el consumidor final a la salida de sus aparatos, surgiendo de esta manera, las pérdidas sufridas en las diferentes fases de la transformación y del consumo. Según la Comunidad Económica Europea, la energía útil es la energía de que dispone el consumidor luego de su última conversión